Página 39 - Suplemento XLVIII Congreso Argentino de Neurología

Versión de HTML Básico

39
75-FACTORES DESENCADENANTES DE MIGRAÑA.
1 Centro Universitario Neurológico – Clínica Reina Fabiola – UCC
2 Centro de Neurología – Fundación Lennox – Córdoba.
Lisicki M 1, Ruiz Romagnoli E 1, Pestchanker C 1, Liwacki S 1,
Harczyck S 1, Spadaro E 1, Alvarez D 1-2, Piedrabuena R 1-2,
Abatedaga V 2, Giobellina R 1-2.
Introducción y objetivos: Se han identificado una variedad de factores
exógenos y endógenos capaces de desencadenar crisis de migraña.
Conocer estos factores y evitarlos forma parte del tratamiento no
farmacológico. Nos propusimos definir y analizar los estímulos
desencadenantes de las crisis en una muestra de pacientes con
migraña.
Material y métodos: Se realizaron encuestas sobre los factores
desencadenantes de crisis migrañosas a los pacientes que
consecutivamente consultaron a los autores durante un período
preestablecido, con diagnóstico de migraña sin aura o migraña con aura
según la clasificación internacional de las cefaleas 2da. edición. Para el
análisis estadístico se utilizó Infostat® 2014.
Resultados: Se estudiaron 125 encuestas. Los encuestados vincularon
el 59,49% de sus crisis con un desencadenante. El promedio de
desencadenantes por paciente fue de 7,86. Los más prevalentes fueron
stress (71,23%), cambios hormonales (70,82%) y dolor cervical (65,09%).
Los pacientes de sexo masculino manifestaron tener significativamente
más crisis desencadenadas por alimentos (40,76%) y bebidas (41,59%)
(p.
Conclusiones: Existe una alta prevalencia de desencadenantes de
las crisis de migraña de nuestra muestra. El stress fue el principal
desencadenante según las encuestas tanto por su prevalencia como
por el porcentaje de crisis desencadenadas en cada individuo. Futuros
estudios podrían dilucidar si la correlación entre estímulos tiene alguna
implicancia en el manejo de ésta enfermedad.
76-CEFALEA DE ALTURA - MAL AGUDO DE MONTAÑA
OBSERVACIONES REALIZADAS EN EL CERRO
ACONCAGUA DE LA CORDILLERA DE LOS ANDES.
División de Neurología, Hospital Luis Lagomaggiore, División
de Neurología, Hospital José M. Ramos Mejía, División de
Bioquímica clínica , Hospital Luis Lagomaggiore, División
Neonatología Hospital Español, División Andinismo y
Conservación de Aéreas Naturales Protegidas, Instituto de
Educación Física Jorge E. Coll, División de Emergencias,
Centro Provincial Nº31, Asociación de Medicina para la Altura,
(AAMPA), Servicio Médico de Parque Provincial Aconcagua,
Centro de Investigación en Salud Poblacional CISAP, Hospital
Durand,, Stanford University Online High School.
Marengo A, Zavala H, Saravia B, Cayo M, Roge I, Disparti D,
Salgado P, Nadaner J, Rainone V, Antonietti A, Donato S.
Introducción y objetivos: La cefalea de altura, es una de las
complicaciones más frecuente a la altitud, presentándose en forma
aislada o como Mal de Montaña.
El objetivo del estudio fue describir las características de la “Cefalea
de Altura” y correlacionarla con el Mal Agudo de montaña, hematocrito
y las diferentes alturas en el Cerro Aconcagua, Mendoza, Argentina.
Material y métodos: Se realizó un análisis transversal, descriptivo,
observacional y correlacional, de la población del cerro Aconcagua,
en enero - febrero 2013.
Las personas fueron clasificadas según presentasen cefalea de altura
(CA) o no (NCA).
Se realizó anamnesis de la cefalea, examen neurológico,
oftalmoscopia, medición de parámetros vitales y de hematocrito a las
diferentes alturas: H1:Confluencia a 3300 msnm; H2:Plaza de Mulas a
4370 msnm, H3:Plaza Canadá a 5050 msnm, H4:Nido de Cóndores a
5570 msnm + Berlín a 5935 msnm. Se utilizó la Escala de Lake-Louise
para evaluar la severidad del Mal Agudo de Montaña.
Resultados: De las 160 personas, 30 fueron excluidas; 53 presentaron
CA y 77 no presentaron NCA. El grupo CA tenía una edad media
de 37 ± 9 años,(p=0,02) . Los días de permanencia en el Cerro
Aconcagua en el grupo con CA fue de 7 ± 4 días y en el grupo NCA
fue de 37 ± 14 días, (p< 0,01). En relación a los signos vitales la
media de la frecuencia cardiaca (p= 0,177) no mostrando diferencias
significativas estadísticamente (p= 0,177).pero si en la saturación de
O2, hematocrito, examen neurológico y fondo de ojo (p< 0,01) entre
ambos grupos. Existió una asociación positiva entre la severidad de
MAM con la altura (TAU B de Kendall=0,424).
Conclusiones: El presente trabajo confirma la relación existente entre
las diferentes alturas con la cefalea de altura, el mal de montaña,
las alteraciones neurológicas y hematocrito. Consideramos nuestro
trabajo de importancia nacional al no existir publicaciones.
Presentación Jueves 16 de Octubre
Presentación Jueves 16 de Octubre